El entrenador deportivo, Hendrik Vieth, en el campo de entrenamiento.
Primer equipo | 28 de julio de 2021 10:25

De nuevo en forma

De vez en cuando, miran con nostalgia de reojo a sus compañeros, aunque no todos los ejercicios de los protegidos de Pál Dárdai en el campo de entrenamiento parecen muy divertidos. Sin embargo, a Dedryck Boyata y Vladimír Darida les gustaría intercambiar sus puestos, porque en lugar de hacer ejercicios con el grupo, los dos jugadores del Campeonato de Europa, que se incorporaron al equipo el domingo tras un prolongado descanso vacacional, están haciendo ejercicios individuales con el entrenador deportivo, Hendrik Vieth, en función del alcance y la intensidad. Mientras los dos veteranos trabajaron con el equipo el domingo, los diagnósticos de rendimiento estaban en la agenda del lunes por la mañana. "En su mayor parte, los chicos conocen las pruebas que tienen que hacer. Para nosotros, los resultados de los diagnósticos son importantes para reconocer el nivel de los jugadores y por dónde tenemos que empezar en los entrenamientos", explicó Vieth el procedimiento, tras el que todavía quedaban algunas carreras pendientes.

Hendrik Vieth trabaja con Dedryck Boyata.
Hendrik Vieth trabaja con 'Dedo' Boyata.

A lo largo de la semana, nuestro entrenador deportivo también hace que los dos jugadores se muevan de un lado a otro y luego completan ejercicios especiales con elementos condicionales. "A través de esta metodología, queremos introducir a los dos jugadores en la carga lo más rápido posible, pero a la vez a conciencia, y aumentarla", comentó Vieth al respecto. El objetivo es claro: "Me siento absolutamente en forma, con cada entrenamiento las sensaciones mejoran", dice Darida, que puso fin a su carrera en la selección checa tras la eliminación en los cuartos de final de la Eurocopa contra Dinamarca. Pero, al igual que su colega, sabe que es necesario tener paciencia. "Es bastante lógico estar por detrás después de tres semanas de descanso, pero estamos en buenas manos con Hendrik", declaró Boyata, que también cayó ante la actual campeona, Italia, en los octavos de final con la selección belga. Peter Pekarík, que se reincorporó al equipo una semana antes que el dúo, tiene ahora la última prueba antes de integrarse en los entrenamientos del equipo.

Hablando del entrenamiento del equipo: de los tres entrenadores deportivos que rodean a Henrik Kuchno y Markus Högl, Vieth es el encargado del área de rehabilitación y, por lo tanto, suele ser el primero en entrenar con los jugadores que regresan al terreno de juego tras una pausa por lesión. Allí, nuestros chicos se presentan en buena forma gracias a los esfuerzos y a la dedicación del de 37 años. Y si las cosas marchan de forma ideal, las sesiones de grupo irán seguidas de entrenamientos sobre el terreno de juego; el jueves contra el Liverpool, el viernes contra el Al-Hilal Riyadh o el sábado contra el Ganziatep FK. Pál Dárdai debería estar contento si este plan funciona.

por Florian Waldkötter