Gran celebración tras el gol del 2-1.
Primer equipo | 18 de septiembre de 2021 10:12

Una victoria de voluntad

Sin duda, hay debuts no tan buenos como el que tuvo Jurgen Ekkelenkamp este viernes por la noche en el Estadio Olímpico. Nuestro recién llegado necesitó 87 segundos luego de ingresar a la cancha para marcar su primer gol defendiendo estos colores. No es de extrañar que nuestro número 10 sonriera por todos lados después de que terminó el partido. "Es una gran sensación", dijo el joven de 21 años, feliz por el empate parcial (61’). Pero el joven holandés no solo fue el responsable de marcar el importante gol del empate luego de un tiro libre de Márton Dárdai. El gol en propia meta de Bauer también tuvo el sello de Ekkelenkamp (79’), y así se logró la primera victoria en casa de nuestro equipo Hertha. “Es una pena que el segundo gol no fuera mío, pero lo único importante es que el balón entró. Quiero ayudar al equipo con tantos goles y asistencias como sea posible, ¡fue un buen comienzo!”, dijo el atacante casi con timidez.

Como equipo más que aprobados

Fue más que merecido que este “buen comienzo” finalmente culminara con tres puntos y la segunda victoria en seis días. El técnico Pál Dárdai no dejó ninguna duda al respecto. “Es un gran momento para todos los del Hertha. Esta fue una buena actuación del equipo y una linda puesta en escena que todos queremos ver más a menudo”, dijo el técnico en la conferencia de prensa luego del partido. Nuestro entrenador habló no solo sobre Ekkelenkamp y su brillante actuación, sino también sobre la mejora del rendimiento de sus protegidos. “Los jugadores mostraron dos caras diferentes en la primera parte y en la segunda. Les dije a mis muchachos durante el descanso que debían actuar con valentía y con riesgo”, dijo el húngaro analizando los primeros 45 minutos en los que los últimos pases no llegaban con suficiente frecuencia. El ágil Suat Serdar desaprovechó la mejor oportunidad tras una bonita acción individual (16’). Incluso el entrenador del Fürth, Leitl, tuvo que admitir normalmente balones así entran en la portería. En aspectos defensivos, nuestras capitalinos actuaron de manera consistente, a pesar del cambio provocado por la lesión de Dedryck Boyata, por el cual entró Linus Gechter (¡debut en casa!), quien jugó su segundo partido de liga (27’). Tanto el capitán como Myziane Maolida, que tuvo que ser baja en la segunda parte, son lesiones musculares.

[>]
Les dije a mis muchachos durante el descanso que debían actuar con valentía y con riesgo.
[<]

-Pál Dárdai

Dejando atrás la desventaja

Sin embargo, hubo un contratiempo tras la reanudación, después de que Deyovaisio Zeefuik derribara a su rival en el área y Hrgota diera la ventaja a los visitantes con un penalti (57'). Dárdai tenía su propia explicación para lo que supuso este revés para su equipo. "Ya le dije a mi equipo técnico que sería mejor que recibiéramos un gol porque estábamos bloqueados. Gracias a Dios que después el bloqueo se fue. La forma en que manejamos el balón, con la agresividad necesaria, me puso la piel de gallina, y eso es lo que ha hecho que el público se sienta atraído", describió Dárdai sus impresiones. Nuestro entrenador tuvo palabras de elogio para nuestros jóvenes, ya que Márton Dárdai y los suplentes Dennis Jastrzembski y Gechter fueron tres de nuestros jóvenes en la cadena defensiva.

Por su parte, los jugadores sobre el terreno de juego coincidieron con la valoración de su jefe. "Lo dimos todo, presionamos y lo dimos todo, y aunque suene a tópico, eso es lo que necesita un equipo para ganar partidos en la Bundesliga", dijo Davie Selke, que regresó a los terrenos de juego sólo dos semanas y media después de romperse las costillas, alabando la respuesta de su equipo.

[>]
Lo dimos todo, presionamos y lo dimos todo, y aunque suene a tópico: eso es lo que necesita un equipo para ganar partidos en la Bundesliga. Los aficionados ven cuando los jugadores lo damos todo por el club en el campo.
[<]

-Davie Selke

Los tres puntos como recompensa

La merecida recompensa al compromiso, al coraje y a la determinación, y a una segunda parte en la que, tras el 0-1, todas las acciones eran peligro en la portería visitante, llegó. "Mis felicitaciones al equipo por haber afrontado esto psicológicamente, sobre todo teniendo en cuenta cómo ha ido la temporada hasta ahora. Conseguimos darle la vuelta al partido con un gran rendimiento. La última media hora no sólo fue divertida para todos los que estaban en las gradas, sino que también nos dio mucha fuerza para las próximas citas", dijo Alexander Schwolow, valorando lo sucedido. Símbolo de ello fue la celebración tras el redentor 2-1, cuando, no sólo el equipo, sino también el director deportivo Arne Friedrich y parte del equipo técnico: 'Zecke' Neuendorf y Admir Hamzagić, celebraron pletóricos en el banderín de córner frente a la Ostkurve.

15 minutos después, nuestros chicos volvieron a juntarse y recogieron el merecido aplauso de los espectadores. En parte, también porque nuestra "Vieja Dama" había ganado por primera vez, desde mayo de 2020, dos partidos seguidos de la Bundesliga. "Los aficionados ven cuando damos todo por el club en el campo. Por eso también había tan buen ambiente. Había más de 20.000 personas, pero parecía que el estadio estubiera lleno", Selke agradeció a los aficionados su apoyo antes de abandonar el estadio con una buena sensación, al igual que todos los que queremos a este club.

[>]
El Hertha BSC celebró dos victorias seguidas en la Bundesliga por primera vez desde mayo de 2020. Por aquel entonces, nuestros blanquiazules ganaron en casa del Hoffenheim y contra el Union en la reanudación tras el parón por el coronavirus.
[<]

por Florian Waldkötter